La relación ciencia – pobreza

Los científicos sostienen que invertir en investigación es la única solución para acabar con el círculo vicioso enfermedad-pobreza.

Pedro Alonso y Clara Menéndez, premios Príncipe de Asturias de cooperación por su lucha contra la malaria, participan mañana sábado en el encuentro, que tendrá lugar en el TEA a las 19.00 horas.

“La ciencia debe estar en el centro de la lucha contra la pobreza, un camino que no está recorrido y que hace falta transitar”, sostiene Pedro Alonso, director del Centro de Investigación en Salud Internacional de Barcelona, (CRESIB, Hospital Clínic-Universitat de Barcelona), quien participará mañana sábado, 13 de noviembre, en un Café Científico, en el TEA, en Santa Cruz de Tenerife, en el que debatirá con el público sobre la relación ciencia-pobreza, organizado dentro de Las Semanas de la Ciencia y la Innovación en Canarias, organizadas por el Gobierno de Canarias, a través de la Agencia Canaria de Investigación, Innovación y Sociedad de la Información (ACIISI).

El principal promotor de la creación, en 1996, del Centro de Investigación Médica en Mozambique, que hoy es un referente internacional desde África, ha señalado Pedro Alonso en varias ocasiones que nuestra generación tiene la oportunidad de acabar con el círculo vicioso enfermedad-pobreza siempre que se pongan en marcha ciertas medidas que potencien la investigación y nos den la clave para contar con vacunas eficaces contra la malaria, el sida y la tuberculosis.

Este año, Alonso ha contribuido a la creación del Instituto de Salud Global de Barcelona (ISGlobal http://www.isglobal.es), un centro que pretende consolidar un nódulo global de excelencia en la investigación en salud internacional, formación, laboratorio de ideas y asesoría en España. Esta institución, que ha ratificado recientemente un compromiso en la lucha contra la pobreza y la mejora de la salud global con la Fundación Bill y Melisa Gate, contribuirá a fortalecer la salud global mediante la generación, gestión, transmisión y aplicación del conocimiento en este ámbito.

Este médico español, que empezó su carrera hace 25 años en África y obtuvo el Premio Príncipe de Asturias junto a su colega Clara Menéndez, participará mañana sábado en un Café Científico en el que debatirá con el público sobre la relación ciencia-pobreza. Al respecto, explica que la Unión Europea es un gigante de la cooperación internacional, pero en el ámbito de la ciencia y la tecnología para el desarrollo no lo somos, y es importante modificar y planificar conjuntamente cooperación con transferencia de I+D (Investigación +Desarrollo). “Sobre todo es clave la formación de capital humano, la solución no puede venir del llamado Norte, tiene que incluir a todos los actores: instituciones, universidades, industria de Norte y Sur”, reflexiona Alonso, y añade que “Mozambique estableció un Ministerio de Ciencia mucho antes que España, y es un país consciente de lo importante que es la investigación para salir de la pobreza y el subdesarrollo; pero hace falta continuidad y tiempo”.

Otro de los grandes problemas, según Pedro Alonso, es que las enfermedades que atrapan a los pobres son enfermedades que constituyen lo que los economistas denominan “fallas de mercado”, es decir que no hay suficiente incentivo económico para que la empresa privada se involucre en la búsqueda de soluciones y desarrollo de productos farmacéuticos eficaces. “Sin embargo, esto no sucede con los crece pelos o la viagra, porque para esto si hay mercado. La incógnita es como superar esas fallas de mercado; aquí es donde el sector público debe entrar de forma convincente como una obligación social. También se deben buscar fórmulas mixtas y explotar ese aspecto de la filantropía de las empresas, que se encuentra muy desarrollado en Estados Unidos y no en Europa”, señala Alonso.

Clara Menéndez, que también participará en este Café Científico que se celebrará mañana en el TEA, es la investigadora responsable del CRESIB, Hospital Clinic, Universitat de Barcelona, del programa de Salud Reproductiva y Materna. Especialista en medidas de prevención de malaria y anemia en niños y mujeres embarazadas. Durante años trabajó en este campo en Gambia y Tanzania. En la actualidad, la mayor parte de la investigación de la Dra. Menéndez se lleva a cabo en el Centro de Investigaçâo em Saúde de Manhiça (CISM) en Mozambique, en donde lidera diversos estudios focalizados en salud materna, desde malaria en el embarazo, prevención de la transmisión de VIH de madres a niños, así como sobre las causas de mortalidad materna.

Clara Menéndez coordina dos consorcios multicéntricos internacionales sobre malaria en el embarazo, que incluyen grupos de investigación en cinco países Africanos, tres países en América Latina, India y Papúa Nueva Guinea, además de varios países europeos, los Estados Unidos de América y Australia Su trabajo está focalizado en el ámbito de la investigación en Epidemiología y Salud Pública en la salud materna y reproductiva de los países en vías de desarrollo y como consultora de la Organización Mundial de la Salud (OMS) considera fundamental la potenciación de la ciencia para acabar con la miseria de los más débiles, niños y mujeres.

• Más información sobre las Semanas de la Ciencia y la Innovación en la página oficial: http://www.cienciacanaria.es y en el blog http://www.elbombillo.net; además de la página http://www.gobiernodecanarias.org/aciisi
 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s