Otro golpe a la investigación: ‘El Ministerio de Educación nos dejará un año en blanco con las becas FPU’

La convocatoria de becas y contratos de Formación del Profesorado Universitario (FPU), para ayudar a terminar la tesis doctoral, lleva dos regalos envenenados: el Ministerio de Educación se salta la convocatoria de 2011 y las nuevas condiciones forzarán a muchos investigadores a trabajar al menos un año más sin ayudas.

Había inquietud en los laboratorios y universidades. La convocatoria de las becas FPU, que permiten a muchos investigadores acabar su tesis, tenía que haber sido publicada hace meses y no había noticias. En algunos laboratorios estas becas son una de las pocas maneras de conseguir personal para sus investigaciones, y no terminaban de llegar. Finalmente, el Boletín Oficial del Estado recogía este jueves la convocatoria, pero en la “letra pequeña” hay algunos detalles que nadie esperaba.

En primer lugar, el Ministerio de Educación se ha saltado una convocatoria. De las becas FPU de 2010 hemos saltado a las de 2012 dejando 950 becas por el camino. En segundo lugar, un pequeño cambio de las condiciones afectará al futuro de centenares de estudiantes e investigadores.  Para pedir la beca ya no se requiere estar “matriculado” en el máster que la ley obliga a cursar antes de hacer la tesis; ahora hay que tener el máster terminado.

“El Gobierno muestra de nuevo su falta de compromiso hacia la base del sistema científico español”, aseguran desde la Federación de Jóvenes Investigadores (FJI/Precarios). “Se pide, por primera vez y a diferencia de años anteriores, que los solicitantes hayan completado los estudios que dan acceso al doctorado a día 1 de junio de 2012. Esto deja fuera a toda la actual promoción de estudiantes de máster, que presumiblemente acabarán en otoño, y que por tanto no obtendrán el título a tiempo”.

Arístides López, bioquímico de 23 años, tendrá que esperar al menos un año para optar a estas ayudas. “Mi caso es el mismo que el de  la mayoría”, explica  “El ministerio me obliga a estar el año que viene en blanco, un año sabático sin hacer nada… me están dejando fuera”. El plazo de convocatoria de las becas termina el 1 de junio, pero Arístides no terminará el máster de Biomedicina Molecular hasta finales de ese mes, de modo que no reunirá los requisitos para pedir la beca. “Al principio me parecía una errata de la convocatoria”, asegura, “pero es tristemente real y nos condena a una generación a no poder seguir avanzando en nuestra carrera científica“.

Diego González, de 25 años, está en una situación similar. Está terminando el máster de Derechos Humanos, Democracia y Justicia universal de la Universidad de Valencia, pero no acabará hasta septiembre. “Yo pensaba poder optar a esta beca como había hecho la gente el resto de año”, explica, “pero al no tener terminado el máster no podemos optar a esta convocatoria, nos obliga a esperar un año más”.

Según la Federación de Jóvenes Investigadores, el ministerio de Educación baraja publicar otra convocatoria en octubre para los alumnos que han quedado en esta situación, pero los plazos seguirían dejando un año en blanco a muchos investigadores. “Estas convocatorias a destiempo”, denuncian, “fomentan que los investigadores noveles trabajen sin remuneración. Si hubiera una segunda convocatoria en este curso, ésta no se resolvería hasta el 2013; perpetuando la actual situación (no cobrarían desde su incorporación a los grupos en octubre de 2012 hasta la resolución de la convocatoria en 2013)”.

“La idea es que podemos seguir investigando, pero gratis”, se queja Arístides López. “Creo que es otro de los propósitos que buscan. Yo estoy a gusto en mi grupo de investigación y ya llevo un año trabajando, a lo mejor me planteo quedarme”. Por otro lado, en la convocatoria de 2013 terminarán acudiendo el doble de solicitantes debido a los retrasos. “La convocatoria de FPU desde siempre han salido en noviembre o diciembre”, explica López. “Ya el 2010 salió tarde, en enero de 2011. La de este año ha tardado 16 meses más y han sacado la de 2012: se han saltado la de 2011, se han ahorrado 950 becas”.

La ayuda de las FPU sigue el modelo conocido como “2+2”. Los primeros dos años de beca, con una remuneración mensual de 1.142 euros y un segundo período de contrato con 1.173 euros  mensuales. Estas circunstancias iban a mejorar, en cuanto a condiciones y cotización, gracias a la nueva Ley de Ciencia. Quedan apenas tres semanas para que entre en vigor del artículo 21 por el que se debe contratar a los investigadores desde el primer momento, y que pone fin a las becas de investigación. “Hemos luchado mucho para conseguir esto”, explica Miguel Ángel Fernández, portavoz de la Federación de Investigadores, a lainformacion.com, “se consiguió que ya no hubiera más becas y que el investigador pudiera cotizar como cualquier otro trabajador.  Esto entra en vigor en tres semanas y es un poquito extraño que saquen precipitadamente la convocatoria para poder seguir en el modelo 2+2.  Da la sensación de que el ministerio quiere prolongar dos años más la figura del becario investigador”.

Como última novedad, los solicitantes de ayudas para becas FPU deberán pasar ahora una fase eliminatoria, en la que contará la suma de la nota media del grado y del máster y la puntuación que obtengan si están matriculados en un doctorado. En el procedimiento se seleccionarán al menos tres solicitudes para cada una de las becas que se vayan a otorgar por cada área científica, que serán evaluadas posteriormente por la ANECA.

Fuente: lainformacion.com

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s