La Huelga Estudiantil en la ULL se prolongará hasta el jueves 23 (mañana, concentración en E. Central 11:00 horas)

Los estudiantes decidieron hoy prolongar las jornadas de lucha hasta el próximo jueves 23.

Concentración mañana, miércoles 22, en el hall del Edificio Central (11:00 horas). 

Se ha informado a Doménech y a la Junta del Personal Docente e Investigador de la ampliación de los días de la huelga. El profesorado está perfectamente informado de que los estudiantes estamos en huelga.

Intervención de AMEC en la concentración de esta mañana:

Hoy, martes 21 de octubre, el estudiantado de la Universidad de la Laguna tiene la oportunidad de unir su voz a la de cientos de miles de estudiantes de todas las universidades y las enseñanzas medias. No se trata de una jornada festiva, no se trata de tener un día libre. Hoy, 21 de octubre, debe ser un día para la toma de conciencia, un día para sumar y decir NO a un modelo educativo destructivo; un modelo en esencia dañino y que tiene como principales consecuencias la cosificación y desposesión del estudiante.

10553461_786308414760038_549790920571441626_n

El ministro Wert está liquidando los restos de un sistema educativo que en algún momento se pudo considerar público. Un sistema que ha sido paulatinamente desarticulado a lo largo de los últimos años. No exageramos si hablamos de liberalización y privatización de la enseñanza. Lo “público” denostado y acribillado por la ideología del beneficio; la educación pública y la sanidad -espacios conquistados por el esfuerzo acumulado de muchos luchadores y luchadoras- se han convertido en el objetivo de los viejos y nuevos especuladores del capital. La expulsión de decenas de miles de estudiantes de las aulas universitarias no es un hecho casual; la apuesta por los beneficios, el desmantelamiento de una política real de becas -de becas para todos y todas- esconde la miseria de ese momento de reacumulación capitalista. La Universidad pública es cada vez más una cascara vacía -un rótulo sin mayor sentido-, puesto que acceder a la Universidad y mantenerse en ella no resulta nada fácil y barato; y las becas se pierden por “décimas de crédito. Y, para colmo de males, el menú ministerial nos habla de becas-préstamo, es decir, de endeudamiento -un futuro hipotecado-, nuestro tiempo entregado por adelantado a la máquina de picar carne. Nuestra formación transformada en explotación calculada de nuestro mañana, de nuestro futuro. Los estudiantes somos entregados, atados de pies y manos, a las entidades de crédito.

10733422_10202967558611385_1561384864410202637_o

Asamblea estudiantil celebrada esta mañana en el hall de la Central (ULL)

Con Wert, se cancela la vieja consigna que preconizaba el estudio como la edificación del individuo, estudiar para ser personas -personas preparadas y capacitadas-, personas humanizadas y anhelantes de una vida feliz, una vida vinculada a realización personal y colectiva. La vida pensada como diversidad de factores, donde los racional y lo emocional conviven; donde pensar y sentir son cosas compatibles y necesarias si se apuesta por una vida que debe ser saludable: una “vida buena” frente a una existencia que tiende a ser representada como mero cálculo de ganancias.

correo al rector

Correo enviado a Eduardo Doménech, rector de la ULL, informándole de la huelga y su ampliación al 22 y 23. El profesorado no puede seguir alegando desconocimiento.

Pero de aquellas viejas consignas ya no queda mucho, y se nos impone ese mundo desesperanzado, ese mundo que se ha cerrado sobre sí mismo; un mundo en el que se nos otorga un definitivo rol de esclavos.

Aunque, pese a todo, queremos seguir aspirando a ser individualidades complejas y no estadísticas de éxito o fracaso. No queremos ser la carnaza de ningún modelo “educativo” que solo es capaz de entendernos en clave productiva; queremos ser capaces de conservar nuestro verdadero rostro y no terminar ocultados y aplastados por una maquinaria incapaz de sentir, anhelar y soñar. Una maquinaria empeñada en convertirnos en meros engranajes -tuercas desechables- o en el aceite lubricante destinado a engrasar, una y otra vez, esa misma máquina opresora. Por tanto, queremos reivindicar nuestras vocaciones, queremos ser libres para decidir qué queremos ser.

correo jpdi

Correo enviado a los representantes sindicales del profesorado informándoles de la huelga y su ampliación al 22 y 23. El profesorado no puede seguir alegando desconocimiento.

Pero parece que no nos escuchan, no nos tienen en cuenta como parte implicada en la toma de decisiones sobre nuestro futuro y, a lo largo de los últimos años, no hemos dejado de recibir duros golpes. El primero, quizás el más dañino y desalentador, ha sido la implantación de un acusado sentimiento de culpa; un sentimiento de culpa camuflado bajo la palabra “responsabilidad”. Se han empeñado en adoctrinarnos en la culpabilidad. El estudiante como culpable de un gasto público -de una inversión pública- que no merece y que no se gana nunca o casi nuca, puesto que no es lo suficientemente productivo. Y, según ellos, la enseñanza debe ser productiva, la educación debe cotizar en Bolsa, los supuestos triunfos y éxitos se deben medir en índices bursátiles. La universidad-empresa debe lograr buenos resultados en las tablas y gráficas. Para ellos, el resultado no debe estar vinculado a la buena formación, sino a las buenas estadísticas. Por esa razón, ahora se hace hincapié en las normativas de permanencia, en las becas como un premio a la productividad y la eficiencia, y no como la garantía de una igualdad de oportunidades en esta sociedad desigual e injusta.

En definitiva, no podemos dejar de recordar aquello que dijimos el pasado 25 de enero, cuando Wert “visitó” nuestra ciudad universitaria:

El ciudadano Wert representa a lo peor de la “tribu” de los políticos. El ministro de Educación, José Ignacio Wert Ortega, es el ministro encargado de desmantelar la Educación Pública. El ministro de la LOMCE y los recortes en Educación. El ministro de la subida de las tasas y el tijeretazo en las becas y ayudas al estudio. El ministro que restringe las becas Erasmus. El ministro que  expulsa de la Universidad a miles de estudiantes cada año. En definitiva, un ministro al servicio de los grandes intereses privados del CAPITAL y de la FE. Los intereses que siempre se han contrapuesto a los deseos de una vida DIGNA y LIBRE.

Sin duda, ha llegado la hora de que -aunando las fuerzas de todos los estudiantes, empujando desde todas las universidades y centros de estudio-, ¡¡¡mandemos al ministro Wert al basurero de la historia!!!

¡¡¡WERT, DIMISIÓN!!!

¡¡¡VIVA EL MOVIMIENTO ESTUDIANTIL!!! 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s